Seguir por correo electrónico

jueves, 10 de octubre de 2013

Me gustaría realizar, con cierta periodicidad, comentarios breves sobre temas que me sugiere la actualidad. Hoy inicio la serie. 

SOBRE MENTIRAS, EREs Y LEY WERT

1. Las mentiras en política

  Ya sabíamos que la mentira es un recurso demasiado utilizado en política, pero en las últimas fechas los líderes del PP lo han llevado al paroxismo y no les importa que sean muy burdas y contradigan las estadísticas oficiales de la administración que ellos mismos dirigen o los datos del estudio que comentan. Tres ejemplos:

   Montoro, en el Congreso: "Los salarios no han disminuido, sólo han subido moderadamente". El INE ha publicado que, sólo en 2012, el salario por hora trabajada disminuyó en un 3,4 % nominal, como media.

   Cospedal y Báñez, en un acto público: "Con la reforma los pensionistas no van a perder capacidad adquisitiva". La memoria de su proyecto de ley pronostica un ahorro de 33.000 millones de euros en 9 años, lo que supone una pérdida de 1.500 euros al año, por término medio, a cada pensionista.

   Wert y sus acólitos sostienen que los resultados del informe PISA de la OCDE sobre niveles educativos de la población adulta muestran las malas consecuencias de la LOGSE y por ello apoyan la necesidad de la LOMCE. La encuesta muestra sin embargo que el nivel medio de conocimientos sube gracias a los más jóvenes que estudiaron con la LOGSE, cuya distancia con las cohortes extranjeras de su edad es menor que la que tienen las cohortes de mayor edad.

   Y eso sin hablar de los casos Bárcenas, Gurtel, ...

2. EREs de Andalucía

   En el ambiente de corrupción económica y política que se respira en nuestro país y sometidos a una feroz campaña mediática -que viene de antes- de la prensa de derechas, las dos centrales representativas, CC OO y UGT, están viendo erosionada gravemente su imagen pública por el asunto de los EREs de Andalucía. Hay que responder con la verdad. Desde mi conocimiento de CC OO, expreso mi convencimiento de que mi sindicato no ha participado en ninguna trama ilícita para apropiarse de un dinero que no le pertenece. Si lo ha hecho algún individuo, o individuos, actuando por su cuenta, hay que cortar por lo sano, al margen de las actuaciones judiciales. La transparencia tiene que ser norma de conducta sindical, empezando por la financiación.

  Al tiempo hay que reaccionar contra lo inaceptable, contra las injurias y calumnias y falsedades. Y una de las cosas inaceptables la sostiene la juez Alaya en su filtrado "auto secreto": según lo publicado, UGT y CC OO eran los conseguidores o facilitadores de empresas en crisis para los elementos corruptos de la trama, intermediarios y aseguradoras; a cambio de lo cual cobraban una comisión. Una afirmación de esta naturaleza parte, como poco, de un desconocimiento absoluto de cual es la labor de un sindicato en las empresas en crisis. No va a buscarlas, está en ellas. Lamentablemente en muchas. La acción sindical se desarrolla en esta secuencia: evitar despidos o reducirlos, evitar su cierre y si no hay más remedio que aceptar una reestructuración, total o parcial, de su plantilla, lograr el máximo de protección para los trabajadores. Cobrar un 0,5%, o un 1 %, por esa labor no es ningún abuso o ilegalidad. Cualquier bufete privado de abogados por cualquier reclamación o gestión de la que se deduzca un ingreso económico cobra un mínimo del 10% de la cuantía de lo conseguido.

3. La Ley Wert (LOMCE) se aprueba hoy en el Congreso

  Hoy es un día triste para la educación en España. El Congreso ha aprobado la peor ley educativa de la democracia, la que llevará para siempre el nombre del probablemente también peor Ministro de Educación de la democracia española, el Sr. Wert. La ley es un conjunto no demasiado coherente de retazos del pensamiento educativo más conservador, incluso del más reaccionario en determinados extremos. Subordinación a los intereses y presiones de la enseñanza privada y de la Iglesia católica (a pesar del paripé crítico de última hora de una Conferencia episcopal que quiere más todavía y está, tal vez, presa de un ataque de orfandad por los acontecimientos que vienen de Roma); apuesta por la segregación y el no tratamiento de la diversidad en la educación; erosión de los restos de democracia en los centros educativos; etc. 

 Su confusión de calidad de la enseñanza con colocación de barreras selectivas, en el momento en que se han recortado nada menos que 6.400 millones a la Educación, en los Presupuestos del Estado y las CC AA, y se ha despedido a cerca de 40.000 profesores de la enseñanza pública, es todo una proclama sobre el tipo de rancia "calidad" que el PP quiere implantar en la enseñanza española. Y sobre todo, hacen de la Ley Wert una ley contra la educación pública y por la desigualdad.

   Esperemos que las movilizaciones de la comunidad educativa -consulta, Huelga General Educativa del 24 de octubre, marchas sobre la Madrid,etc.-sean un éxito y que eso influya en el paso de la Ley por el Senado, en su aplicación  y en su futura y pronta derogación 

No hay comentarios:

Publicar un comentario